martes, 3 de junio de 2008

"Si no hubiera actos de bondad en las guerras, me habría retirado"

Los lectores de El País digital preguntan a Gervasio Sánchez, corresponsal de guerra y fotógrafo. Sus respuestas son una lección de periodismo y vida, desde la primera línea hasta la última. Leedlas, leedlas, merece la pena.

Aquí van unos extractos.

"Cuando yo era muy joven creía que la guerra era apasionante, una gran aventura. Muy pronto descubrí que la guerra es el fracaso absoluto del Hombre y que si uno acude debe hacerlo por razones de peso, quizá por el deseo de documentar esa locura".

"El primer consejo que les daría [a los periodistas novatos] es que no acudiesen a la guerra por motivos pueriles. Un motivo pueril es pensar que la guerra es una aventura o creer que es la mejor ocasión para ganar un premio y consagrarse. Lo mejor es que empiecen documentando lo que ocurre a sus alrededores, las contradicciones que derriten a las sociedades del bienestar".

"No me gusta hablar de lo que las situaciones duras que he vivido. Creo que es parte de la intimidad y me molestan mucho los periodistas que hablan más de sí mismos que de lo que ocurre".

"No me interesan tanto las buenas fotos sino ser capaz de mostrar con fuerza el dolor de las víctimas. Las víctimas también persiguen la felicidad y en sus vidas hay momentos muy bellos al lado de situaciones tristes".

"Quizá sigo trabajando para salvaguardar mi propia conciencia y por desgracia ella nunca descansa".

"Si no hubiese presenciado actos de bondad en las guerras, haría muchos años que me hubiese retirado".



Foto: Gervasio Sánchez (izquierda) con Manu Leguineche, en Brihuega.

4 comentarios:

Lucía Martínez Odriozola dijo...

¿Y qué me dices de esas tres rosas que florecen a su espalda?
Gerva es un tipo tan genuino que absolutamente todas sus palabras suenan exactamente a él.

Ander Izagirre dijo...

Esa manga azul celeste que se ve en la esquina inferior derecha de la foto es tuya, Lucía.

Enrique dijo...

Pues no sé por qué, pero a mi esas respuestas no me convencieron. Hay algo en el discurso que me suena a impostado, como en general me suele ocurrir con los corresponsales de guerra.
Todos lo desaconsejan, pero luego son los primeros en acudir cuando hay tiros... ¿Por qué será? ¿Acaso ellos no tuvieron también un comienzo? ¿Son los únicos con derecho a ser "la voz de las víctimas"?
PD: No me hagas mucho caso, Ander, tengo el resquemor de no haber ido a Irak en marzo por las insistentes recomendaciones de Gervasio de que no fuese. Bien mirado, puede incluso que me haya salvado el trasero.
Por cierto, alguien me debe un email...

Ander Izagirre dijo...

Enrique, a mí no me parece impostado. Por lo que he seguido a Gervasio, actúa como habla. Me da la impresión de que es un tipo honesto, una buena persona.

No desaconseja ir a los guerras; sólo lo desaconseja si te empujan ciertas motivaciones.

¿Quién te debe un mail? Qué desconsiderado, ¿no? Un abrazo y a ver cuándo te veo el pelo...

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.