jueves, 24 de abril de 2008

Inquietud

Ando con bastante jaleo estos días, rematando trabajos para hacer pronto la mochila y subir 22 grados de latitud, y he descubierto un fenómeno inquietante: cuanto menos escribo, más visitas recibe el blog. Glup.

9 comentarios:

Caravinagre dijo...

Yo hoy por hoy, no 22 sino 25. jaja. No obstante, Lofoten está un rato más al norte. Yo estoy más que inquieto. Y desorientado.

P.D.: Ayer adquirí material óptico y fotográfico que espero que nos reporte beneficio y placer.

Ander Izagirre dijo...

"Material fotográfico que espero que nos reporte beneficio y placer". Ándate al loro, Caravinagre, que en cualquier momento derriba tu puerta la sección de delitos informáticos de la Guardia Civil.

Material óptico: no encuentro por ningún lado mis gafas de sol graduadas, cauensós. Y serán necesarias entre hielos. Tenlo en cuenta. Y la tarjeta sanitaria europea. Acabo de recogerla en la Seguridad Social. Te la dan en el momento. Cambio y corto.

Ander Izagirre dijo...

Y quizá estés desorientado, pero no desnortado. Yo estoy muy nortado estos días.

Caravinagre dijo...

Tengo la tarjeta sanitaria desde hace días, fue divertido explicarles la relación política de Groenlandia con la UE. Con un poco más de labia se puede ser europarlamentario. Lo de las gafas... nunca las he utilizado, pero creo que allí harán falta.

Jajaja, sí la verdad que lo de "beneficio y placer" no ha sonado muy bien.

P.D.: "Desorientado" significa perder el Oriente, ¿no?
P.D.2: ¡Uy, el "sino" y el destino, como se ha colado! Vamos a encontrar nuestro sino en el ártico.
P.D.3: Por cierto, en dos libros que estoy hojeando, uno escrito en 1875 y otro en 1949, en ambos sigue vigente el extraño concepto de la hospitalidad esquimal. ¿Sabes cuál es?

Ander Izagirre dijo...

PD3: Sospecho que te refieres a la legendaria costumbre de los esquimalos de ofrecer sus mujeres (esquimalas y esquibuenas) a los extranjeros en señal de hospitalidad. Vamos, que ni Cuba ni Tailandia ni República Dominicana: turismo sesual en Kulusuk. ¿Será eso lo de los famosos casquetes polares?

Caravinagre dijo...

PD3: Jajajaja. Hombre, no sé si tan legendaria, parece ser que en la Bahía de Hudson en 1949 no era tan legendaria sino verdad. Pero, sí, era eso a lo que me refería.
Yo estoy leyendo a trozos las crónicas de James Houston, un canadiense que se pasó 12 años viviendo con los inuits de Canadá. Termina esa experiencia con un "La vida era así por aquel entonces. Nuestra amistad se reforzó, para siempre". Su amistad y la del amigo con el que vivía, y su mujer.
No sé qué opinará Francis de todo esto. jiji. Hoy en día los esquimales ven la televisión por satélite.

mòmo dijo...

¿Os vais a Groenlandia? (verde, verdísima, de envidia). Sobre la vida entre los esquimales he leído Cuarenta años en el círculo polar (Segundo Llorente). No es exactamente un libro de viajes, pues él es un sacerdote y lo que recoge es su experiencia como misionero. Pero merece la pena.

J. dijo...

Sólo te leo cuando no entro.

Ander Izagirre dijo...

Y seguro que cuando entras no lees...

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.