viernes, 7 de diciembre de 2007

Jornada de trabajo

Me pagan para que pasee por estos lugares. Creo que es la cumbre de mi carrera laboral.

(Fue una jornada completa, de ocho horas: empezamos a caminar a las 8.30 y paramos a las 16.30, con pausas para el picoteo, según convenio. Pinchad en las fotos y se ampliarán. Me acompañó el saltarín de la primera imagen, Xabier Igoa. Él lo hizo gratis).




11 comentarios:

eresfea dijo...

Mmmmmmm, me parece que no estaba muy baja la marea. Iba a pedirte información sobre ciertos moluscos.
Como Xabier siga saltando entre las rocas de la línea de mareas, se va a pegar una leche, verás...

IMANOL dijo...

Jaizkibel supongo.

wolframio dijo...

¿De qué lugar estamos hablando? Por cierto, ¿no sabrás cuánto le pagaron a Marichalar por pasear por ahí mismo la semana pasada, verdad? Que no lo sé...

Ander Izagirre dijo...

Es Jaizkibel, sí. Hicimos tres horas y media por la costa, otro par de horas de subida hasta los alrededores de la antena y otro par de horas por la ruta de los torreones y el fuerte de Lord John hasta Pasajes.

Confirmamos la noticia: acaban de marcar con señales de pintura blanca y verde todo el recorrido litoral entre Pasajes y Hondarribia. Una maravilla.

Eresfea, la marea estaba alta. Aun así, en algunas plataformas rocosas quedaban pozas aisladas. Pero no vimos ni pulpos despistados ni sepias ni moluscos ni ungulados ni lantánidos.

Paco Sancho dijo...

La primera foto es excelente. Creo que Xabier se merece un pellizco de tu pasta, aunque sólo sea por: a) los cinco intentos que tuvo que hacer hasta que conseguiste disparar; b) inmortalizarte a ti ante la inmensitud; y c) justicia.

J. dijo...

No envidia, más, envida.

Ander Izagirre dijo...

Entro al trapo, malvado pacosancho:

a) Xabier confirmará que sólo hubo un salto. En las otras dos fotos de ese lugar aparece dubitativo, mirando al charco, decidiendo qué va a hacer. Tuve tiempo de sobra para preparar la tercera foto. Le pedí que saltara y que por favor procurara darse un tortazo, a ser posible levantando grandes salpicones, para redondear la jugada. El muy egoista no me hizo caso. Así que le tocan cero euros.

b) En la segunda foto, el que está ante la inmensitud no soy yo ni es Xabier. Es un anónimo paseante. La foto la saqué yo.

c) Justicia. Bueeeeno, vaaaale.

Paco Sancho dijo...

b) Pues juraría que tiene tus ojos.

Caravinagre dijo...

Sin duda, la cumbre profesional de mi carera ójala fuese dedicar ocho horas a redibujar la retorcida línea de la costa guipuzcoana a pie. ¡Menuda gozada! Envidia, sí, y mucha. Ander, yo creo que Pacosancho va a comisión. Aunque el tortazo que evitó Xabier podía haber sido elegante. ¡Qué parajes tan preciosos!

Saludos.

el trenti dijo...

Y si se hubiera caído al dar el saltito y estuviera en el agua muerto de verguenza... ¿Hubieras ido a socorrerle o hubieras fotografiado la escena por el morbo que tendría mostrarla después en el blog?

Apelo a tu ética

Jeje

Ander Izagirre dijo...

Buena pregunta, trenti, pregunta clave para los periodistas... Te respondo: habría hecho lo mismo que tú.

(Corrijo un comentario anterior: "egoísta").

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.