martes, 11 de noviembre de 2008

La parte del perro

Mis abuelas solían darnos la txakurrena: una propina, un dinerillo, una pequeña paga. Txakurrena, de zakurrarena, significa literalmente "lo del perro" y siempre pensé que sería un calco en euskera de la perra chica y la perra grande: una moneda. Pues no.

Mis abuelas no lo sabían, pero al parecer el término proviene del mundo marinero. Entre los pescadores de Hondarribia (y supongo que de otros puertos vascos), la txakurrana era la parte de las ganancias que le correspondía al perro. Una especie de dinero negro.

Las explicaciones se las leí el año pasado al escritor Jesus Mari Mendizabal, alias Bizargorri (Barbarroja). Según cuenta Bizargorri, todos los barcos pesqueros llevaban a bordo perros espabilados. Cuando alguna merluza se liberaba del anzuelo y coleteaba en cubierta, el perro la atrapaba antes de que saltara de vuelta al agua. Por eso, al hacer el reparto de las ganancias, los pescadores contaban al perro como un tripulante más. Después de vender el pescado, la mitad del dinero se lo llevaba el armador. Y la otra mitad se distribuía entre los tripulantes. Pero si eran cinco hombres, hacían seis partes. La sexta era la txakurrana, la del perro.

Esa porción extra tenía varios usos. Si algún marinero no podía trabajar por enfermedad o por alguna otra causa, sus compañeros le donaban la txakurrana. Pero habitualmente era una parte no declarada del sueldo: el marinero cobraba el dinero que le correspondía y lo llevaba a casa, y además recibía en secreto la proporción del perro. Las madres y las mujeres de los marineros conocían la costumbre, pero no sabían cuánto se había repartido realmente, de manera que al hombre le quedaban unas monedas que podía gastar fuera del control matriarcal.

15 comentarios:

Ander Izagirre dijo...

Leo por ahí que la txakurrena también era el reparto que se hacía en especie entre los pescadores: además del dinero obtenido tras la venta, recibían algo de pescado, o las cabezas o... Un pequeño extra.

Eric dijo...

Muiy interesante la historia. Pero ahora me has despertado otra curiosidad. ¿De dónde vienen lo de perra chica y perra gorda?

mòmo dijo...

Bizargorri es la primera palabra que aprendí en euskera (tampoco es que haya avanzado mucho desde entonces), antes de venir a estudiar por estos lares, por leer a Pío Baroja.

Xabi dijo...

Según la Wikipedia es por el León que tenía dibujado la moneda en el reverso, y que se confundía con un perro. La moneda de 10 céntimos era la gorda y la de 5 la chica. Una historia mucho más sosa que la de los pescadores ;-)

http://es.wikipedia.org/wiki/Perra_gorda

Eric dijo...

Sí, es mucho más sosa que la de los pescadores, pero también tiene su gracia.

alvarhillo dijo...

Me ha encantado la historia Ander. Eso de hacerle una pequeña sisa a la mujer, pactada entre los pescadores tiene su miga.
Por cierto qu me ha hecho acordarme de algo que me contaba mi padre.
El tenía una fábrica de ropa de señora y viajaba mucho a Guipuzcoa para apoyar al representante de la zona cuando salía el muestrário y siempre me decía que en las tiendas que visitaban, la voz cantante siempre la llevaba la señora, que era la que decidía que comprar y cuanto, que manejaba a los proveedores, etc. y que el marido normalmente hacia los recados, ataba los paquetes, arreglaba los estantes, llevaba el dinero al banco, etc. Vamos, el matriarcado en estado puro.
No sé si seguirá siendo así pero a mí entonces me resultaba muy curioso.
Un saludo.

Erri-Berri dijo...

Me recuerda un poco a las primas en los equipos de fútbol antiguamente (y modernamente en los modestos): de lo que se pagaba a los 16 convocados (qué sé yo: 5000 pesetas por punto cuando yo andaba por el Espanyol B: sin victorias de 3, era la prehistoria), se dejaba el 10 % para los no citados y lesionados.

Ander Izagirre dijo...

Alvarhillo, no te creas que han cambiado mucho las cosas. Pongo dos ejemplos.

Yo viví dos años en una residencia de estudiantes en Pamplona. El director era un zamorano que tenía caladísimos a los padres vascos.
El chaval pasaba una entrevista para ver si le admitían en la residencia, y mientras tanto los padres charlaban con el director, visitaban la residencia, recibían información, hacían preguntas sobre la vida allí... El zamorano decía: "Cuando son vascos, la madre es la que responde, la que habla todo el rato, la que pregunta. El padre se queda callado".

Un tío mío tiene una pequeña agencia de viajes. Según él, las parejas vascas deciden sus vacaciones así: "Maritxu coge el folleto, mira los destinos, encuentra uno que le gusta y dice: aquí. Entonces Josetxo saca la cartera y paga".

LUISGUI dijo...

Es una tontería, pero me acuerdo que cuando era crío en los bautizos que se celebraban en el pueblo de mi ama (Tolosa) los padrinos salían después de misa y echaban monedas en la puerta de la iglesia. Aquello se llenaba de chavales... y si cogías una moneda de 25 ptas eras el rey.

Mei-bi dijo...

Luisgui, en Pasajes de San Juan todavía se hace y las amonas (abuelas) son las peores porque ponen sus paraguas al reves para recoger más. Es una tradición bonita pero a veces saca lo peor de cada uno.

Lo del matriarcado es cierto. No es el modelo que seguimos en mi matrimonio pero sí el de mis padres. Aunque con variaciones, porque las decisiones sobre inversiones importantes las toman conjuntamente aunque pesa más la opinión de mi padre.

Antonio M. dijo...

En mi empresa, la que hace los pedidos es mi madre...

Anónimo dijo...

los marineros siguen teniendo derecho al "fardel" unos 20kilos del pescado de a bordo, al menos en el caso de los bacaladeros.
Además y sin una aprobación expresa del Armador, sólo porque es costumbre, preparan carrilleras, kokotxas, ¡vamos! que cuando desembarcan, necesitan un autobús para llevarles a ellos y sobre todo ""a su mercancía"".

Ibon dijo...

Aupa Ander.

Txakurraren kontua ezagutzen nuen Txomin Artolaren "Txuriko" ala "Txakurraren partia" kantarengatik. Pentsatzen det berak jasoko zuela kopla zahar batetik.
Oraindik gogoratzen naiz nola txikitan pena ematen zidala kanta hau entzutea.
Youtube-n bideo hau bilatu det kantarekin.
http://www.youtube.com/watch?v=w2TELBJzZK8

Ia ia ematen du marinela izatea kriston txoioa dela. Benetan bizi latza beraiena.

Ander Izagirre dijo...

Ederra kanta, Ibon, eta tristea ere bai.

Luis dijo...

Osea, que la cosa comenzó como un modesto y honesto plan de previsión social y acabó siendo dinero en B...me suena esta historia.
Saludos Ander!

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.