viernes, 22 de agosto de 2008

Paul Shirley quiere ser letón

El empacho de patrias, por un motivo u otro, sigue extendiéndose. Paul Shirley, jugador 412 de Estados Unidos, se pregunta por qué debe estar atado a su país.

3 comentarios:

Caravinagre dijo...

Tiene unas ocurrencias brillantes.
"Más vale un letón en mano que 300 millones volando", que diría aquel.

Escéptico dijo...

Pues tiene más posibilidades de jugar unos JJOO con USA que si lo fichara Inglaterra o Irlanda.

Minerva dijo...

¡Eso! Viva el justo mérito. Y claro que puede llegar a las olimpíadas. Pero que no piense que, si gana algo, su país se quedará con los brazos cruzados. Nadie quiere quedarse sin un pedazo de torta.

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.